Hacer Dieta

He tenido un fin de semana fantástico…. o no tan fantástico.

Durante toda la semana me cuido, mucho, pues como a ti, me preocupa mi salud y por supuesto, mi aspecto físico y mi bienestar. Después de una semana bien llevada, en cuanto a que mi alimentación fue inmejorable y mi práctica de ejercicio envidiable, llegó el fin de semana y pensé que me merecía un buen premio, un gran premio, así que pensé que debía dármelo. Dediqué buena parte de la tarde del viernes, a hacer la compra y, me llevé a casa, todo aquello que me apetecía y a lo que yo sabía tenía derecho, después de haberme cuidado tan bien, durante toda la semana.www.fuerakilos.com hacer dieta.jpg

El sábado comenzó fantásticamente, con un buen desayuno, donde no faltaron piezas de bollería que tanto me gustan, adoro los croissants! La comida, tampoco tuvo desperdicio, comí aquello que tanto había planeado durante la semana y, no podía
faltar una buena cena con su pasta carbonara, croquetas de bacalao hm!!! deliciosas y un buen postre, como a mí me gusta. Qué bien me quedé…… o no?

Mi semana había estado bien, con mi plan diario, que funciona. Me encontraba en plena forma, mis digestiones habían sido perfectas, regularidad en el baño y, aunque había hecho mis sesiones de ejercicio físico, no acusaba el cansancio, en absoluto. Todo ello, acompañado, por supuesto del trabajo diario, el trabajo en casa, en fin, todo lo que personas como tú y yo hacemos, habitualmente.

El sábado, como decía, desayuné rico, temprano y, aunque di un buen paseo, mis piernas dolían más de lo habitual, pero no le di importancia. Después del almuerzo delicioso, me senté, en el sofá, a disfrutar de una buena película, que, en realidad no disfruté, porque me sentía agotada y el sueño me venció. Después de unas dos horas de siesta, desperté con ganas de merendar un chocolate con pastas artesanas, que tanto adoro y lo hice mientras veía un poco la televisión. Se acercó la hora de la cena, así que, como tenía muchísimas ganas de disfrutar de lo que había planeado, allá me fui; preparamos la cena en familia y a cenar!! Aproveché y tomé también una copita de vino, sólo una, buenísimo, por cierto. Cuando terminamos de cenar, fuimos incapaces de recoger los platos, nos dijimos que lo haríamos a la mañana siguiente. Como el día había sido agotador, volví a enredarme en el sofá de nuevo, mientras intentaba ver otra película, que, tampoco pude ver porque, una vez más, el sueño se apoderó de mí.

Domingo, qué cansancio, qué agotamiento. Por qué me duelen tanto las articulaciones, por qué mis piernas pareciesen tener atados, sendos pesos de 25 kg. a mayores, cada una? No podía levantarme del sofá, así que, allí me quedé, durante todo el día. También hice una pequeñita siesta, esta vez no de 2 horas, sino hora y media, fui mejorando.

Quise cerrar los ojos ante la evidencia pero, me dije que no serviría de nada, a quién pretendía engañar? Creo que está tan claro para ti, como lo estuvo para mí. De qué me había servido llevar una semana estupenda si, llegó mi fin de semana, tan esperado y, lo único que hice fue comer y dormir? Tengo que decir, por supuesto, que no visité el baño en todo el fin de semana y que mis digestiones no fueron de lo más agradable. Ni siquiera pude dormir, como lo hago habitualmente, sin almohada; tuve que ponerme tres almohadones debajo, para que toda la comida que había engullido durante el día, no volviese a salir por donde había entrado. Fantástico verdad? No pude disfrutar de mi familia, porque el sofá se había apoderado de mí, igual que se apoderó cuando llegó mi momento de hacer ejercicio. Sí, es verdad que, mientras comía, disfrutaba de mis platos y de mi glotonería, pero puse todo en una balanza y, la verdad, me arrepentí de haberme dejado llevar, de pensar que aquello era lo que necesitaba, porque, nada más lejos de la realidad. Lo que yo necesitaba, era sentirme bien, hacer cosas con los míos y, comer sí, desde luego, pero no vivir el fin de semana para comer, sino comer para vivir el fin de semana, porque, sabes? Vendrán otros fines de semana pero, el que pasó no va a repetirse más; podré disfrutar del fin de semana que viene, pero no puedo disfrutar del que pasó. Así que, con determinación, me dije que la cena del domingo tendría que volver a ser lo que yo necesito. Lo conseguí. Hoy lunes, con recuperación casi al 100%. No es satisfacción, el sentimiento que tengo por el fin de semana, pero sí me sirvió, para darme cuenta de qué es realmente lo que quiero, lo que necesito y, lo que necesito, es vivir cada segundo del día, sin perderme nada de lo que pase, tengo tantas cosas por hacer y tanto que dar, que quiero ser bien consciente de cómo lo hago. Así que, el lunes ha comenzado de nuevo mi rutina, la que yo he elegido, voluntariamente y de la que procuraré no volver a apartarme. Tengo recetas fantásticas, que me hacen disfrutar de mi comida diaria, cuando me miro al espejo, después de una sesión de ejercicio, me gusta lo que veo y, vivo esas cositas pequeñas, con los míos, que cada día conforman mi felicidad.

Todo era un espejismo, absurdo, vacío, que me hizo darme cuenta de lo que realmente quiero.

Qué te hace sentir feliz? Engullir comida? Vamos, sabes perfectamente que no! Disfruta cada pedacito rico, sano, a cada momento, cada pedacito de comida, cada pedacito de vida. Sé fuerte, te darás cuenta de que no eres el únic@ que ha fallado en algún momento, pero de ahí, sacarás fuerzas y sabiduría, para saber lo que realmente te hace sentir bien.

Muévete, disfruta de la mesa, pero por favor, hazlo con cabeza y corazón.

Que tengas un buen día.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Uncategorized y etiquetada , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s