Una Alimentación Correcta

Llevar una alimentación correcta, no es tarea fácil; no lo es, si tenemos en cuenta que, en los tiempos que vivimos, lo que precisamente nos falta es tiempo y esto es lo que necesitamos para planificar una buena alimentación y para seguir un buen plan de ejercicio físico. Sumado a esto, a modo de “ayuda”, hay, desde hace ya mucho tiempo, empresas que se dedican a “facilitarnos la vida”, poniendo a nuestro alcance, máquinas con platos precocinados, sándwiches y demás, sin olvidar por supuesto las bebidas azucaradas. A estas máquinas, acudimos siempre que no hemos llevado la comida al trabajo, preparada de casa, cuando tenemos a un familiar en el hospital y, el hecho de estar continuamente con ell@s, prestándoles nuestros cuidados, nos lleva igualmente a recurrir a estas máquinas o, simplemente por comodidad, porque es mucho más fácil cambiar unas cuantas monedas, por algo que, sencillamente hay que llevarse a la boca.www.fuerakilos.com maquinas expendedoras.jpg

Y es curioso, que, incluso estas máquinas, llevan consigo un laborioso plan de marketing, según el cual, el consumidor elegirá los alimentos que “alguien” decida que elija. No deja de ser paradójico que hagamos caso omiso, por ejemplo, a las recomendaciones que la Organización Mundial de la Salud nos da, sobre el consumo de frutas y verduras, y, sin embargo elijamos, casi a ciegas, lo que decidan personas o empresas, que, con toda probabilidad, carezcan de conocimiento alguno sobre dietética y nutrición. Pero al fin y al cabo lo hacemos, elegimos lo que a menudo ni siquiera deseamos.

Y prueba de ello, es un estudio reciente que han realizado investigadores del Hospital General de Massachusetts, en Estados Unidos, con el que han logrado que las personas que utilizan las máquinas, que ofrecen comida preparada, se hayan decantado por alimentos más sanos.

Cómo lo han hecho? A lo largo de nueve meses, en la cafetería del Hospital de Massachusetts, se llevó a cabo un plan, dividido en dos fases; en la primera, se estableció un código basado en colores, que se aplicó a comida y bebida. Colores rojo, amarillo y verde para comidas y bebidas poco sanas, medianamente sanas y saludables, respectivamente. Unido a esto, la exposición de carteles, que informaban al consumidor, del significado de estos colores y la frecuencia recomendada para el consumo de alimentos y bebidas rojos, amarillos y verdes. Así concluía la primera fase.

Seis meses más tarde, se dio paso a la segunda, que consistía en distribuir alimentos y bebidas de manera que, los más sanos, quedasen a la altura de los ojos (lo que en términos de marketing supone que el consumidor los elegirá) y los menos sanos, no tan al alcance de la vista. Además, se colocaron botellas de agua, en todas las máquinas expendedoras de comida y bebida, de manera que también resultasen fáciles de ver y, las bebidas más calóricas, pasaron a formar parte de estantes más alejados de los ojos del consumidor.

Después de nueve meses de seguimiento, la conclusión fue que, la venta de los productos con etiqueta roja (menos sanos) había descendido un 9,2% y en cuanto a las bebidas con etiqueta de este mismo color, su descenso fue de un 16,5%, interesante verdad? Esto, en la primera fase, pero, en la segunda, el descenso continuaba de manera sensible.

Qué podemos deducir de todo esto? Pues algo tan sencillo como que, es fácil “manejar” el cerebro del consumidor, de manera que elija, no lo que le conviene, sino lo que va en el interés de otros, que a buen seguro, no piensan precisamente en salud. Los consumidores, tendemos a no complicarnos y elegir lo que nos resulta más cómodo y, achacamos, frecuentemente, una mala elección a causas ajenas a nosotros.

Es cierto que, el tiempo es un bien escaso en nuestros días, pero la salud parece tomar el mismo camino y, es cuestión de plantearse pequeñas variaciones en nuestros hábitos, de invertir un poquito de nuestro tan preciado tiempo, para elegir salud y no dejar en manos de los demás un tema que, a menudo calificamos de tan importante.

Como siempre, te recomendamos leer etiquetas, elegir bien lo que consumes, buscar información para que una alimentación correcta, no sea lo excepcional. Desde aquí intentamos ayudarte para que elegir no sea tan difícil y ofrecerte información de tu interés, de interés para tu salud, es nuestro objetivo principal, por eso te invitamos a seguir leyendo nuestros artículos y aplicar los consejos en ellos ofrecidos, porque, invertir tu tiempo, establecer un orden de prioridades en pro de tu salud, es imprescindible.

Que tengas un día fantástico.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en alimentacion, bajar de peso, dietas y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s